PSICO-BLOG
Concejos para la depresión
Sentirse deprimido realmente puede pesar sobre nuestras vidas.

Claro, la mayoría de nosotros podemos relacionarnos con sentirnos deprimidos de vez en cuando, sin embargo, algunas personas luchan contra la depresión por más de un par de días o semanas. Si esto te suena, sigue leyendo. 

Tal vez hayas perdido a un ser querido y parece que no puedes superar el dolor o has pasado por una ruptura y tu mundo se ha puesto patas arriba. O… tal vez no tenga idea de por qué te sientes tan deprimido.

Muchas veces buscamos las razones de estos sentimientos y no encontramos cómo sentirnos mejor. Resulta que la depresión nubla nuestra capacidad de ver las cosas de una perspectiva alejada al sentimiento que tenemos en este momento y es difícil poder encontrar razones y poder solucionar nuestra situación. 

Si bien nosotros recomendamos ampliamente el apoyo de un profesional y además nos encantaría poder apoyarte, queremos compartir contigo algunos consejos de autoayuda para la depresión. 

Consejos de autoayuda para la depresión

  1.  Encuentra la raíz. Una cosa que puedes hacer es tomarte un tiempo para tratar de averiguar la causa de tu depresión. Piensa en las diferentes circunstancias que ocurren en tu vida, la depresión puede tener muchas razones y no sólamente las que parecen más obvias o son más visibles. ¿Tiene el corazón roto por una relación? ¿Has sufrido la pérdida de un ser querido y no has podido trabajar ese sentimiento? ¿Te sientes solo o sola? ¿Hay alguna situación que te haya hecho sentir una gran frustración? ¿No descansas bien y constantemente te sientes exhausto? ¿Tienes alguna preocupación particular?

Es posible que puedas o no determinar la causa. Si no puedes, no te sientas presionado, está bien y este proceso puede tomar su tiempo. Si no lo encuentras por ti mismo, no pasa nada, aún puedes tomar medidas para atravesar ese estado.

 

  1. Siente la tristeza.   Esto puede sonar extraño, seguro piensas: si fuera tan fácil no habría llegado a este artículo, en primer lugar. ¡Yo ya me siento triste! Lo que quiero decir con esto, es que trates de no resistir todos esos sentimientos dolorosos, las emociones son la forma en que el cuerpo expresa y manda mensajes a nosotros mismos. Si estás triste, esa energía negativa quiere ser sentida y procesada, entonces, siéntelo por ahora. Tómate uno o dos días, o el tiempo que sientas que necesitas, y permítete sentirlo y deja que se mueva por tu cuerpo.

 

  1. Saca las emociones.   Puede ser útil sacar las emociones negativas de una manera que funcione para ti. Para algunos, una manera de sacar sus emociones es llorar, pero no para todas las personas es igual, tal vez tú tienes otra forma de liberar las emociones y no necesariamente un llanto es tu forma. Identifica, qué cosas te hacen sentir mejor o liberado, hazlas, puedes salir a la naturaleza, caminar, escuchar una buena canción, visitar a un familiar o amigo, o tal vez lo que necesites sea gritar fuerte. ¿Puedes pensar en una forma de sacar esas emociones de tu cuerpo?
  1. Inspírate. Otra cosa que puedes hacer es mantenerte inspirado. ¿Disfrutas leyendo? Lee algún libro o artículo que inspire tu interés, tu curiosidad o sobre algún tema que te apasione.

Si eres más de lo que les gustan las series, películas o música, prepara el sillón y disfruta un rato de algún contenido que te haga sentir contento, que inspire tus ideas o te cause emociones positivas.

Si te gusta la música, tal vez puedas escuchar música alegre todos los días para ver si eso te levanta el ánimo.

¿Has probado bailar? Si si, sabrás lo que el baile hace por nuestro cuerpo y nuestra mente, prueba bailar tal vez un ritmo que te guste o simplemente mueve tu cuerpo poco a poco o como sea que vayas sintiendo. Recuerda, el objetivo es experimentar emociones más felices. Inspírate todos los días.

 

  1. Pasa el rato con gente positiva. Es probable que, como parte de tus síntomas, hayas buscado estar más aislado de lo normal y hayas evitado las reuniones sociales, ya sea con poca o mucha gente. Da un primer paso, trata de cambiar esto y prepara una salida con un amigo con el que sabes que disfrutarás compartir el rato. Tómate ese café que llevas posponiendo un lago tiempo, haz una llamada con alguien de tu familia, te sorprenderá lo ameno que puede ser el rato de platicar con alguien cercano. O simplemente sal a la calle, camina y trata de hacer algo diferente o que disfrutes, ve por un helado, acércate a una librería, pasea en un parque o calles que te agraden o también puedes meterte a un museo.
  1. Hacer algo diferente. Haz una lista de las cosas que te gustaría lograr este año. A veces, la vida puede volverse aburrida y rutinaria. ¿Quién dice que no puedes abordar nuevos proyectos y comenzar nuevos pasatiempos? Aprende un nuevo idioma, toma una clase de kickboxing, bordado, cursos en línea, en fin… actualmente hay una oferta grandísima. Échale ojo a las ofertas culturales o cursos a los que puedes apuntarte. Hay literalmente cientos de cosas que puedes hacer y muchas veces salir y probar cosas nuevas es todo lo que necesitas para levantarte y salir de esa depresión. 

Esta etapa se caracteriza por cambios hormonales y puede llegar entre los 40 y 50 años de edad pero,  ¿qué es? ¿a qué debo enfrentarme?

  • La menopausia llega cuando los ciclos menstruales se acaban. La edad promedio de la menopausia es a los 51 años, aunque muchos factores como la genética, los hábitos y el ambiente pueden influir sobre el momento de la menopausia.

  • La premenopausia es la transición hacia la menopausia. Los cambios menstruales comienzan, alrededor de 4 años antes de la menopausia, aunque este no es el caso para todo el mundo. Se considera una menopausia temprana, antes de los 45 años, y prematura, cuando sucede antes de los 40.

Como hemos mencionado, este cambio implica importantes transiciones en nuestro cuerpo a nivel hormonal y con ella, cambios en nuestro estado de ánimo, mismos que nos llevan a tener variaciones en nuestras ganas de hacer cosas, con lo que nos sentimos cómodas y en general es un periodo al que cuesta trabajo acoplarse.

La revista Menopause de la Sociedad Norteamericana de Menopausia (NAMS) publicó una investigación en la que demuestra que la depresión prevalece durante la menopausia y afecta al 70 por ciento de las mujeres en esa transición. En dicho estudio se confirmó que además de la prevalencia de la depresión se presentan constantemente la ansiedad y el miedo a la muerte.

Esto se debe a la disminución en la producción de hormonas, lo que conlleva a una mayor propensión a desarrollar signos propios de diferentes trastornos psicológicos, como irritabilidad, nerviosismo, tristeza, inquietud, problemas de memoria, falta de confianza y concentración, y una pérdida de la libido.

En este estudio específico, se confirmó que el 41 % de las participantes experimentaron alguna forma de depresión, algunos de los factores relacionados son la viudez, la separación,  el consumo de alcohol,  un historial de medicación continua, la presencia de cualquier discapacidad física o trastorno emocional o mental   diagnosticada, a estos factores se suman la preocupación por la relación con los hijos o el síndrome del nido vacío.

Signos de de´presión:

lgunos de los signos que puedes presentar son:

  • – Ansiedad, acompañada de un pulso acelerado, sudoración, mareo y respiración inestable,  estado de ánimo inestable.
  • – Ganas de llorar
  • – Irritabilidad
  • – Falta de motivación o de energía
  • – Falta de concentración
  • – Trastorno del sueño
  • – Llantos y sensación de llanto
  • – Ataques de pánico
  • – Falta de confianza
  • – Pérdida de memoria
¿Cómo puedo superar la depresión?

Si bien es una etapa que trae consigo cambios importantes, no tienes porqué acostumbrarte a vivir así y tú puedes hacer cambios importantes en tu vida:

  • – Busca apoyo de un profesional, por ejemplo un Psicólogo que pueda apoyarte con Terapias. Comenzar con un trabajo interior que te permita desenredar lo que estás sintiendo puede mejorar tu calidad de vida. 
  • Centrarte en tu bienestar físico y mental. Hacer algunos cambios en tu estilo de vida pueden significar cambios positivos, por ejemplo: procurar una alimentación saludable, minimiza la ingesta de alimentos procesados, limitar el consumo de alcohol, deja de fumar y practicar ejercicio de forma regular.
  • Yoga y meditación.

 

En Psicoaprende estamos para escucharte, haznos tus preguntas, podemos apoyarte a identificar y modificar pensamientos y creencias negativos que acompañan a la depresión. No estás sola. 

¿Crees que podrías estar deprimido?
Call Now Button